Seguidores

Páginas vistas en total

domingo, 20 de febrero de 2011

El jugador


SINOPSIS


Es una novela que originalmente Dostoievski había titulado Ruletenburg. Narrada en primera persona, el autor refleja elementos autobiográficos para la redacción de El jugador. La pasión amorosa frustrada por la voluble seductora Pólina Súslova se proyecta en el personaje Alexéi Ivánovich y la esclavitud del juego ligada a la absoluta sujeción de sus relaciones amorosas. Recrea un medio en el que las preocupaciones económicas de varios de los personajes, constituye una angustiosa cotidianidad.
La pasión del azar y la fortuna los convierte en jugadores perdidos por la casualidad de la suerte. Compara la vida de jugador con la del presidiario encadenado a la rueda de la fatalidad, al igual que al enamorado atrapado por la fuerza de su destino amoroso. Como todo jugador, Dostoievski creía que su sistema de juego era infalible y que si perdía no era por culpa suya, sino porque no había jugado con sangre fría.
El argumento gira en torno a Alexei, pero para entender lo que le sucede tenemos que tener en cuenta las personas con las que se relaciona, el General, padrastro de Polina, mister Astley, Blanche de Comingeres, la abuela de Polina y Des Grieux. Todos estos personajes se mueven torno al amor, deseo, dinero, avaricia, hipocresía, todos se conocen entre sí pero ocultan secretos, unas veces secretos comentarios a voces y otras secretos tan ocultos que ni tan siquiera saben que los guardan.
El retrato de Alexéi Ivánovich, de la psicología general de los jugadores y de la atmósfera decadente de las salas de juego, cobra en este libro la veracidad y la exactitud de un morboso realismo. Dando así testimonio de la pasión que tenía Dostoievski por los juegos de azar


OPINION PERSONAL


Estamos ante una novela corta muy ágil, en la que se reflejan la avaricia por el dinero, la locura por la ludopatía y la obsesión por el amor que llega a tener incluso un punto sádico. Las páginas aparecen desestructuradas lo que explican el desorden que rigió vida del protagonista. Estamos ante una historia de amor-odio y dinero, donde el autor intenta hacernos participes del realismo social de la época.
Dostoievski elige la pasión por el juego para dibujar las miserias de un grupo de aristócratas y para plasmar el carácter ruso que vivio.
Aunque uno de los inconvenientes es que el relato aparece desordenado y casi improvisado, como un diario.
Como conclusión se puede decir que el azar era, para Dostoievski, lo que regia el universo, siempre incierto.


Os animo a que lo leais y vengais a rebatirme

1 comentario: